Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

Aplicará Sedema sanción administrativa por derribo de árboles en Real de Mayorazgo

Publicado el 06 Mayo 2019
unnamed (67).jpg

Por derribar 54 árboles de un camellón localizado en la calle Real de Mayorazgo, en el pueblo de Xoco, alcaldía Benito Juárez, sin contar con la autorización correspondiente, los desarrolladores de la torre Mítikah podrían hacerse acreedores a una sanción administrativa que podría ir desde los 7 millones 631 mil 981 pesos hasta los 50 millones 383 mil 245 pesos.

Así lo informaron, en conferencia de prensa, autoridades de la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México, quienes explicaron que la sanción dependerá del análisis que se realiza sobre el arbolado que se taló.

“Una de las cosas que estamos buscando en este procedimiento administrativo y penal por este delito, es que haya un resarcimiento del daño hecho, nos haremos cargo de que haya un resarcimiento de eso. Hay un proceso que se tiene que iniciar, en el que Mítikah tendrá que responder y en el que nosotros también haremos nuestro trabajo”, resaltó la doctora Marina Robles García, titular de Sedema.

Acompañada de Andrée Lilian Guigue Pérez, directora General de Evaluación de Impacto y Regulación Ambiental de Sedema, así como de la secretaria de Desarrollo Urbano y Vivienda, Ileana Villalobos, y la subprocuradora de Ordenamiento Territorial, Leticia Quiñones, Robles García precisó que el viernes 4 de mayo recibieron reportes sobre la tala de árboles en esa zona y se presentaron al lugar.

“Cuando llegamos ya no había gente trabajando y nosotros necesitábamos documentar la flagrancia para poder denunciar ante la Fiscalía. Regresamos al día siguiente a las 9 de la mañana y ahí logramos detener a las personas del grupo Mítikah que estaban talando esta zona de la ciudad”, detalló.

La titular de Sedema insistió en la necesidad de mostrar la flagrancia del delito para poder proceder, por lo que “tuvimos que regresar al día siguiente a las 9 de la mañana y ahí si teníamos a los trabajadores para demostrar el delito”, añadió.

En el lugar “platicamos con los vecinos y tuvimos una retroalimentación, una de las cosas que nos preocupa muchísimo de esta condición, de este suceso, es que teníamos una mesa de diálogo con Mítikah que nos permitiera revisar las condiciones bajo las cuales se estaba llevando a cabo este proyecto y nos parece lamentable que hayan roto esta mesa de diálogo y que haya sucedido esta tala de árboles”, agregó.

Andrée Lilian Guigue Pérez, directora General de Evaluación de Impacto y Regulación Ambiental, recordó que el proyecto de Mítikah data desde 2009 donde se pretende construir un Deprimido y una Plaza de Integración.

“A la empresa se le otorgó un Permiso Administrativo Temporal Revocable (PATR) para hacer un Deprimido y una Plaza conocida como Plaza de Integración; el 26 de mayo de 2017 se les otorga por la administración anterior, con una vigencia de 10 años”, apuntó.

Mencionó que durante el operativo, implementado el sábado pasado, personal de la empresa exhibió una autorización parcial condicionada en materia de impacto ambiental. Se trata de una autorización inconclusa, otorgada por Sedema el 15 de noviembre de 2018, que pedía como condición presentar el visto bueno de la Secretaría de Movilidad (Semovi), así como el de la Secretaría de Seguridad Pública (hoy Secretaría de Seguridad Ciudadana) para concluir el proceso de autorización.

Debido a que actuaron sin contar con la autorización dijo que la empresa recibirá una sanción administrativa, adicional a la sanción penal que considere la Fiscalía Especializada en Delitos Ambientales y Protección Urbana (FEDAPUR).

“Estamos hablando de que en total podríamos estar determinando un mínimo de 7 millones de pesos y un máximo de 50 millones de pesos, esto se tiene que determinar puntualmente haciendo un estudio a profundidad de las especies, ubicaciones, alturas, diámetros del arbolado que fue afectado los días 3 y 4 de mayo por empleados de la empresa Mítikah”, indicó.

Guigue Pérez también informó que, el permiso tiene causales por las cuales revocarlo ya que “tenemos un escrito por parte de la Secretaría de Movilidad en donde concluyó, a petición nuestra, que la construcción y operación del Deprimido Mayorazgo no es técnicamente favorable debido a que la propuesta presenta inconvenientes en su operación […] El documento señala que no era favorable para la movilidad este proyecto”.

Con fecha 6 de mayo de 2019, la Dirección General de Evaluación de Impacto y Regulación Ambiental solicitó a Patrimonio Inmobiliario del Gobierno de la Ciudad de México, realice los trámites correspondientes para la revocación del PATR otorgado con fecha 26 Mayo 2017 a favor de “Deutsche Bank México”, S.A. Institución de banca múltiple, División Fiduciaria como fiduciario en el Fideicomiso Irrevocable identificado con el número F/1401.

Por su parte, la subprocuradora de Ordenamiento Territorial, Leticia Quiñones, comentó que la PAOT respaldará y acompañará a cada una de las instancias gubernamentales por lo que dio a conocer que inició una actuación de oficio para que se impongan las sanciones administrativas y las responsabilidades penales.

Además de que se restituya a la ciudadanía todo el impacto ambiental de estos árboles que fueron talados. “Se va a trabajar con todas las dependencias, no solo para este caso sino para todos aquellos en los que haya una violación a los derechos humanos”, afirmó.

En tanto, la secretaria de Desarrollo Urbano y Vivienda, Ileana Villalobos, destacó que en este Gobierno de la Ciudad de México todos los proyectos son analizados de manera coordinada y con las facultades que a cada uno le confiere la ley. También resaltó la necesidad de que sean revisados con exactitud cada una de las autorizaciones otorgadas en la administración anterior.